Saltar al contenido

¿Embarazada de 8 semanas? Cuestiones a tener en cuenta

Si te encuentras embarazada de 8 semanas hay diferentes cuestiones a tener en cuenta como indica el título, empezando porque esta semana representa el segundo mes del embarazo y ya tienes que estar siguiendo al pie de la letra las recomendaciones que te hace el ginecólogo pues semanas antes ya debió haber empezado el control prenatal, no solo se trata de cambios en tu cuerpo y en el feto que si bien es cierto también es muy importante saber qué ocurre en esta etapa de la gestación, es importante tener en cuenta los exámenes que te debes realizar.

Controles y exámenes que se realizan en la semana 8 de embarazo

Es necesario tener en cuenta que el ginecólogo es quien determinará qué exámenes y análisis se deben hacer, puede que se base en los síntomas que presente la mujer en esta semana, pero dentro de lo normal están las siguientes:

  • Análisis de sangre: la mayoría de médicos coincide en que la octava semana es la mejor para realizar análisis de sangre y también de orina pues de esta forma se puede saber si la mujer está presentando algún tipo de complicación sin saberlo y si esto ocurre estos exámenes ayudan a saber la causa, es decir la enfermedad que podría tener la futura madre y que podría traer problemas a futuro y prevenir es crucial, esta semana es por lo general la más recomendable para hacerlo.
  • Ecografías: En realidad se trataría de la primera ecografía y tiene el objetivo de ver el estado del embrión tanto en su aspecto como en sus latidos cardíacos, desde esta primera ecografía se suelen realizar las siguientes en periodos de tiempo de entre 4 o 6 semanas durante todo el embarazo. Aunque de ocurrir algún evento o si la mujer presenta un síntoma inusual la visita se puede adelantar.

Embarazada de 8 semanas Cuestiones a tener en cuenta

Cuerpo de la mujer embarazada y rasgos del feto

Está claro que a medida que pasan las semanas los cambios en la mujer tanto en su aspecto físico y a nivel interno ocurren y también en el feto, pasaremos a comentar los más relevantes en esta semana 8 de embarazo.

Cambios en el cuerpo de la mujer

El tamaño del útero va aumentando y esto significa que es muy posible que hayan molestias como son las ganas de orinar a cada momento, pueden haber también dolores en la zona baja del vientre que pueden parecerse a los dolores propios de la menstruación; es normal también teniendo en cuenta que toda mujer tiene síntomas de diversa índole desde el inicio del embarazo. El aumento en el tamaño de los senos también empieza a notarse, otro aspecto curioso es que si bien es cierto el peso no se ha incrementado de forma considerable es muy probable que la mujer sienta que la ropa le queda ajustada.

Una molestia común tanto al tener 8 semanas de embarazo como en otras etapas es la dificultad para conciliar el sueño, si esto ocurre lo aconsejable es tomar siestas durante el día para evitar el cansancio y la fatiga al no poder dormir sin interrupciones las horas normales por las noches.

Rasgos y cambios en el feto

Esto también es importante saber, recuerda que la información que te damos es referencial y todo lo debes confirmar con tu médico. El feto alcanza un tamaño de 1.8 centímetros como máximo aunque podría ser ligeramente menor, pero ya debe tener párpado, tiene labio superior, incluso la nariz y las orejas las ha empezado a desarrollar, no tiene brazos y piernas pero ya se han empezado a formar y es posible notar esto en los exámenes, con respecto a su estructura ósea todavía es muy prematuro por lo que en esta semana todavía tiene un cartílago en desarrollo y también han empezado a desarrollarse sus órganos como el corazón y el hígado.

cuidados exámenes y analisis en las 8 semanas de embarazo

Cuidados durante las 8 semanas de embarazo

Son muchas cosas en las que la mujer se debe cuidar al estar embarazada y en la semana 8 del embarazo se recomienda el consumo de alimentos ricos en ácido fólico, calcio, yodo, suplementos, se debe evitar todo contacto con sustancias como el alcohol y el tabaco, además es de mucha ayuda ya haber empezado con la práctica de actividad física sobre todo natación, yoga, hacer caminatas, pero es mejor siempre consultar al médico antes de empezar a realizar cualquier actividad física.

Valora esta información
Comparte!